Seguir a @DolorINNSZ
Instituto Nacional de Ciencias Médicas y Nutrición "Salvador Zubirán"
Departamento de Medicina del Dolor y Paliativa
Inicio Directorio de algólogos Artículos de interés Especialidad en Dolor y CP Cursos Enlaces Contacto

Inicio / Artículos de interés / Revisión bibliográfica

Revisión bibliográfica: El papel de la toxina botulínica en el manejo del dolor.

Las diferentes cepas de Clostridium botulinum producen siete formas inmunológicamente distintas de neurotoxina botulínica, cuya denominación es TbA hasta TbG (A, B, C1, C2, D, E, F, G) Los subtipos más usados para aplicación médica o estética son la toxina botulínica tipo A (TbA) y la toxina botulínica tipo B (TbB).

El efecto farmacológico de la toxina botulínica es sobre la unión neuromuscular, las neurotóxicas entran a las terminaciones nerviosas musculares a través de receptores presinápticos por endocitosis separandose en dos cadenas polipeptídicas por una proteasa, una cadena pesada y una ligera. La tasa de separación de las cadenas es diferente dependiendo del serotipo: TXB-A separa 90-95%, mientras que la TXB-B separa sólo el 70 %. Las cadenas pesadas (100 kDa) internalizar la toxina en la célula, mientras que las cadenas ligeras (50 kDa) la mueven al citosol a través de la membrana vesicular y específicamente al SNARE (receptores de la proteína de fijación). La inhibición de SNARE conduce a la supresión de la secreción de acetilcolina y a la inducción de la denervación química para paralizar la fibra muscular. El efecto final de todos los serotipo de toxinas es la supresión de la acetilcolina, sin embargo, cada uno de ellos inhibe áreas específicas de la proteína SNARE, por lo que su acción y potencia son diferentes.

La acción inicial de la toxina botulínica en el músculo, es la disfunción de las neuronas motoras alfa y neuronas motoras gamma distribuidas en los husos musculares.

?Tiene algún papel en la inhibición de vías nociceptivas?
Se describen los siguientes efectos en los estudios experimentales con la TXB-A (i) afecta la secreción de la sustancia P del ganglio de la raíz dorsal en células cultivadas de embriones de ratón; (ii) disminuye la producción del gen de calcitonina (CGRP) en cultivos de las neuronas del ganglio trigémino, (iii) disminuye la secreción de glutamato en el axón, (iv) disminuye la actividad de las neuronas espinales del asta dorsal. Estos resultados sugieren que la TXB-A suprime los nociceptores a través de la inhibición de neurotransmisores que intervienen en la conducción nerviosa periférica y sensibilización central.



Evidencia científica disponible acerca del uso de toxina botulínica en el manejo del dolor



La mayoría de los estudios tienen limitaciones, se reportan casos, tamaño de muestra pequeña, seguimiento corto, técnicas de inyección no estandarizadas, estudios en un mismo centro. Sin embargo se proponen dosis, regímenes y vías de administración diferente. Sin reportar evidencia confiable sobre su beneficio en el manejo de dolor.

Bibliografía

  • Erisela Qerama. The role of botulinum toxin in management of pain: an evidencebased review. Current Opinion in Anaesthesiology 2010, 23:602?610
  • Hann-Chorng Kuo. Repeated Onabotulinumtoxin-A Injections Provide Better Results than Single Injection in Treatment of Painful Bladder Syndrome. Pain Physician 2013; 16:E15-E23.
  • Jasvinder A. Botulinum toxin therapy for osteoarticular pain: an evidence-based review. Ther Adv Musculoskel Dis (2010) 2(2) 105-118.
  • Parisa Gazerani. Botulinum neurotoxin type A (BoNTA) decreases the mechanical sensitivity of nociceptors and inhibits neurogenic vasodilation in a craniofacial muscle targeted for migraine prophylaxis. PAIN 151 (2010) 606?616
  • Pinto R, Trigonal injection of botulinum toxin A in patients with refractory bladder pain syndrome/ interstitial cystitis. Eur Urol 2010; 58:360-365.
  • Woo Seog Sim. Application of Botulinum Toxin in Pain Management. Korean J Pain 2011 March; Vol. 24, No. 1: 1-6.

Resumen a cargo de Elizabeth Villegas (Algología, INCMNSZ).

Regresar a la lista de artículos de interés


2018 - Departamento de Medicina del Dolor y Paliativa ¿Preguntas o comentarios?