Seguir a @DolorINNSZ
Instituto Nacional de Ciencias Médicas y Nutrición "Salvador Zubirán"
Departamento de Medicina del Dolor y Paliativa
Inicio Directorio de algólogos Artículos de interés Especialidad en Dolor y CP Cursos Enlaces Contacto

Inicio / Artículos de interés / Revisión Bibliográfica

Revisión Bibliográfica: Dolor Irruptivo en Cáncer.

El dolor por cáncer está presente en el 30-40% de los pacientes en el momento del diagnóstico, y en el 75% de los pacientes con enfermedad avanzada. El dolor Irruptivo en cáncer ha tenido varias interpretaciones incluso no existe una definición universalmente aceptada para describirlo, la asociación de medicina Paliativa en Gran Bretaña e Irlanda, la ha definido como la exacerbación aguda de dolor transitorio que ocurre de manera espontánea o relacionada a un desencadénate no predecible, variabilidad en intensidad con una duración de menor de 3 minutos, con una concurrencia media de 4- 8 episodios al día aproximadamente, además que dolor basal controlado al menos por un periodo de 48 horas.

A pesar de ser un tema de sumo interés el conocimiento de esta patología y su manejo, la prevalencia no está bien definida, algunos artículos menciona una media de 40- 59% de probabilidad de presenta este tipo de evento en paciente con cáncer. Las presentaciones del dolor Irruptivo en cáncer varían de persona a persona por el tipo de episodio que presentan y el tiempo de duración este se caracteriza porque normalmente tiene una relación estrecha con el tipo de cáncer, las características temporales, etiología o relacionado a la fisiopatología ya sea nociceptiva , neuropatica o mixta.

El manejo de este tipo de dolor debe ser forma individualizada con una intervención prolongada en tiempo, la mejor intervención va a depender de múltiples factores como etiología, fisiopatología y las características propias del dolor además de otros factores propios del paciente como comorbilidades, depresión entre otras. En múltiples estudios se ha demostrado que este tipo de dolor interfiere con la calidad de vida de los pacientes por lo que se requiere de una intervención oportuna.

El Dolor Irruptivo se clasifica según su etiología dependiendo del tipo de tumor, por pruebas diagnosticas y el tratamiento antineoplásico. Según su fisiopatología puede clasificarse en nociceptivo relacionado a la activación de nociceptores a nivel de los tejidos; neuropatico debido a lesión nerviosa periférica y de coexistencia mixta en los cuales ambos tipos de dolor pueden estar presente. Es importante identificar el agente causal que está provocando el dolor de igual forma mantener una analgesia continua para que no se descontrole el dolor basal. Es importante tomar en cuenta que las características del dolor Irruptivo es variable, según la media de varios artículos se menciona que la intensidad varia de 3-5 minutos con un rango de 10 segundos a 160 minutos, de intensidad moderada a insoportable aunque hay que tener en cuenta la heterogeneidad de individuo.

Para realizar el diagnostico es importante un evaluación integral enfocada en el dolor, hacer un examen físico completo y en caso necesario realizar pruebas complementarias cuando sean precisas y evaluar si el dolor basal está controlado, cuestionar cuantas veces al día se presenta el dolor. Explorar las características de dolor propiamente como la intensidad, frecuencia, inicio, localización e irradiación.

En cuanto al tratamiento existen múltiples revisiones sobre el manejo oportuno de este tipo de dolor, ya que es un dolor que se presenta en un corto periodo de tiempo de manera inesperada, en los últimos años se ha propuesto la idea de implementar medicamentos que tengan un inicio de acción rápido y que su forma de aplicación sea lo más practica posible. Dentro de este grupo podemos citar los opiodes de liberación inmediata, como el fentanyl con una duración de efecto de 1 a 2 horas y con inicio de acción de 3 minutos aproximadamente que puede se administrado por vía transmucosa o vía nasal. Además de utilizar coanalgesico capaces de optimizar o mantener estable el dolor basal. En caso de que el dolor tenga características neuropaticas hay que utilizar fármacos anticomiciales , antidepresivos para mejorar los mismos. Cambe mencionar que el fármaco ideal para el tratamiento de dolor Irruptivo es el fármaco que sea un analgésico potente de acción rápida de menos de 10 minutos con un efecto de corta duración con los mínimos efectos secundarios y que tenga una forma de administración fácil.

El dolor es un síntoma evolutivo, dinámico por lo que es preciso darle seguimiento estrecho al paciente, evaluando los episodios de dolor irruptivo y seguir de cerca la titulación del fármaco, se recomienda una evaluación completa durante las primeras 72 horas posterior a la colocación del medicamento. Es importante concientizar al paciente sobre el tipo de dolor que estamos tratando ya que es un dolor de difícil control y se tarda en ver los resultados a corto plazo.

Bibliografía

  1. Sebastiano Mercadante. Intranasal Fentanyl Versus Fentanyl Pectin Nasal Spray for the
  2. Management of Breakthrough Cancer Pain in Doses Proportional to Basal Opioid Regimen. The Journal of Pain, 2014, 13-23.
  3. Sebastiano Mercadante,MD1,*, ArturoCuomo,MD2 Breakthrough Cancer Pain: Ten Commandments. Valuein Health,2016.
  4. Sophie Pautex et al. Breakthrough Pain in Elderly Patients with Cancer: Treatment Options. Drugs Aging (2014) 31:405–411.
  5. Andrew N. Davies. Breakthrough Cancer Pain. Curr Pain Headache Rep (2014) 18:420.
  6. Furio Zucco et al. Breakthrough Cancer Pain (BTcP): a Synthesis of Taxonomy, Pathogenesis, Therapy, and Good Clinical Practice in Adult Patients in Italy. Adv Ther (2014) 31:657–682
  7. Antonio Gatti MD. ,Breakthrough pain in patients with controlled or uncontrolled pain: An observational study. Pain Res Manag Vol 19 No 6 November/December 2014.

Resumen a cargo de de Heidy Rojas (Algología, INCMNSZ).


Regresar a la lista de artículos de interés


2014 - Departamento de Medicina del Dolor y Paliativa ¿Preguntas o comentarios?