Seguir a @DolorINNSZ
Instituto Nacional de Ciencias Médicas y Nutrición "Salvador Zubirán"
Departamento de Medicina del Dolor y Paliativa
Inicio Directorio de algólogos Artículos de interés Especialidad en Dolor y CP Cursos Enlaces Contacto

Inicio / Artículos de interés / Revisión Bibliográfica

Revisión Bibliográfica: Percepción del dolor: relación entre el procesamiento cognitivo y la edad.

El dolor es una experiencia subjetiva multidimensional que tiene un gran impacto en el estado psicológico y fisiológico de la persona. Es una experiencia emocional y sensorial desagradable, es decir, se trata de una percepción, por lo que siempre implicará un procesamiento cognitivo. Melzack y Casey dividen el dolor en tres dimensiones: la sensorial-discriminativa, afectivo-motivacional y evaluativo-cognitivo. Cuando el dolor es crónico tiene implicaciones biopsicosociales, como disminución en la calidad de vida, limitación en la función física, síntomas sensoriales (hiperalgesia o alodinia), esto último lleva a pensar que el funcionamiento cognitivo se ve afectado por el dolor crónico a través de los sistemas neuronales tan cercanos involucrados en el procesamiento cognitivo y el dolor, que pueden modularse recíprocamente (Moriarty, McGuire & Finn, 2011).

La cognición se define como la adquisición, procesamiento, almacenamiento y recuperación de información en el cerebro, también es un proceso neuropsicológico integrador que incluye a la imaginación, percepción y solución de problemas. El dolor y la cognición comparten mecanismos debido a que el dolor por si mismo tiene un componente cognitivo-evaluativo que requiere aprendizaje y toma de decisiones (Moriarty, McGuire & Finn, 2011).

Existe una relación negativa entre la intensidad del dolor y el funcionamiento cognitivo. Las evidencia sugiere que la presencia de dolor compite con las fuentes atencionales disponibles, lo que resulta en disminución del desempeño cognitivo conforme la intensidad del dolor aumenta (Oosterman, Gibson, Pulles & Veldhuijzen, 2012). Por ejemplo Lee et al. (2010), analizaron la asociación entre dolor generalizado crónico y alteración en la cognición. Con una muestra de 266 pacientes con fibromialgia, encontraron asociación entre dolor generalizado y disminución de la velocidad en el procesamiento psicomotor.

Sin embargo esta relación no es igual en pacientes jóvenes y viejos, lo que sugiere que la edad juega un rol crucial en la relación entre la intensidad del dolor y la cognición. Una explicación a esta relación está en que la edad afecta la integridad estructural y funcional de áreas cerebrales involucradas en el procesamiento del dolor y en la cognición, lo que refleja las alteraciones relacionadas con la edad concurrentes en el reporte del dolor y la función cognitiva, en los substratos neuronales del cortex prefrontal y del hipocampo, regiones relacionadas con el procesamiento del dolor, la función ejecutiva y la memoria (Oosterman, Gibson, Pulles & Veldhuijzen, 2012).

También el desempeño en pruebas de memoria disminuye en pacientes con dolor crónico. Se piensa que problemas atencionales comúnmente observados en estos pacientes pueden mediar el decline de la memoria. Sin embargo, el papel de la edad en el desempeño de la memoria en pacientes con dolor crónico ha sido subestimado. Oosterman (2011) describe el patrón de memoria episódica semantica, de trabajo, visual y verbal en estos pacientes, y probó el papel que la atención y la edad tienen en ella en 34 pacientes con dolor crónico. Encontró que la disminución en la atención explicó solo parte de las diferencias en la memoria, sin embargo no encontró un efecto de la edad.

Cole, Farrell, Gibson, y Egan (2010), comparando adultos jóvenes con gente mayor (quienes reportan mayor queja de dolor crónico y menor tolerancia al dolor experimental), investigaron los efectos de la edad en el procesamiento supraespinal del dolor ante estimulación de presión en 15 jóvenes y 15 adultos mayores. Ambos grupos mostraron actividad relacionada con el dolor en áreas comunes de la ínsula, corteza cingulada, y area somatosensorial parietal posterior. Sin embargo, comparados con adultos mayores, los jóvenes mostraron actividad significativamente mayor en el putamen contralateral y caudado, los cuales no se asocian a una contracción asociada con a edad. Las diferencias en la actividad evocada por el dolor en este estudio puede reflejar el funcionamiento reducido de mecanismos modulatorios del cuerpo estriado con edad avanzada.

Oosterman, Gibson, Pulles y Veldhuijzen (2012) evaluaron el rol moderador de la edad en la ralación dolor-cognición en 22 pacientes jóvenes y 24 adultos mayores con dolor crónico, quienes completaron tests neuropsicológicos de velocidad psicomotora, memoria y función ejecutiva, así como el cuestionario de dolor McGill. El análisis de la interacción reveló que la edad modera la relación entre el dolor clínico y las funciones cognitivas, en el grupo de jóvenes la intensidad del dolor se relacionó negativamente con la memoria y función ejecutiva, mientras que el grupo de adultos mayores, la relación fue positiva entre intensidad de dolor y función ejecutiva, lo que confirma la hipótesis del papel moderador de la edad entre el dolor y la cognición.

La experiencia del dolor es multifactorial. Factores físicos, fisiológicos, psicológicos, sociales están implicados, por lo que el tratamiento debe incluir un abordaje multimodal que intente abarcar la mayor cantidad de variables presentes en el paciente con dolor crónico.

Bibliografía

  • Oosterman, J., Gibson, S., Pulles & Veldhuijzen, D. (2012). On the moderating role of age in the relationship between pain and cognition. European Journal of Pain, 17, 735–741.
  • Moriarty, O., McGuire, B., Finn, D. (2011). The effect of pain on cognitive function: A review of clinical and preclinical research. Progress in Neurobiology, 93, 385–404.
  • Oosterman, J.M., Derksen, L.C., Van Wijck, A.J.M., Veldhuijzen,D.S., Kessels, R.P.C. (2011a). Memory functions in chronicpain: Examining contributions of attention and age to testperformance.Clin J Pain27, 70–75.
  • Lee, D., et al. (2010). Chronic widespread pain is associated with slower cognitive processing speed in middle-aged and older European men. PAIN, 151( 1), 30-36.
  • Cole, L., Farrell, M., Gibson, S. & Egan, G. (2010). Age-related differences in pain sensitivity and regional brain activity evoked by noxious pressure. Neurobiology of Aging, 31(3), 494-495.

Resumen a cargo de Susana Ruíz (Psicología, INCMNSZ).

Regresar a la lista de artículos de interés


2018 - Departamento de Medicina del Dolor y Paliativa ¿Preguntas o comentarios?